Me voy a Borneo!!

A Borneo!!

Mono Narigudo de Borneo (Proboscis)

Pues esperando al fin mis vacaciones. Este año ha sido uno en los que me he tomado la preparación el viaje con más calma. El billete tenía que comprarlo con tiempo, pues si me acercaba al verano el precio se iba a disparar. Como el año pasado, compré el billete en el mes de abril y sin un plan de viaje aún preparado. Sobre el trayecto, esta vez ha tocado Madrid-Singapur, con escala en Seúl y operado por Korean Airlines. Los aviones tienen buena pinta, y me llama mucho la atención visitar en el mismo viaje cuatro de los mayores aeropuertos del mundo: Seul, Singapur, Kuala Lumpur y Bangkok.

Singapur

En un principio tenía pensado desde Singapur hacer una pequeña ruta por la Península de Malasia, llegando hasta las Islas Perenthians. Pero de casualidad encontré los billetes a Kota Kinabalu a un precio muy razonable (hasta 80 € I/V), los alojamientos allí tienen un precio accesible, no como Singapur, así que al día siguiente de ver estos vuelos fui a pedir información al Centro de Medicina Preventiva para el Viajero, controlé las vacunas, las conseguí, me puse las que necesitaba… y a preparar el viaje (en 10 días!!!). La idea es la siguiente: tengo 11 días hasta llegar a Bangkok, de manera que hay que aprovechar bien el tiempo. Por ese motivo, si llego a Singapur el 26 de julio por la noche, al día siguiente tengo ya mi vuelo a Kota Kinabalu para primera hora de la tarde, de esa manera por la mañana disfrutaré de un paseíto por Singapur, ya controlaremos el asunto “alquiler bicis”.

Mapa de Malasia, Indonesia, Camboya, Tailandia y la Isla de Borneo

Kota Kinabalu es la ciudad más importante de la provincia malaya de Sabah, en el Norte de Borneo, cerca de Brunei. Hasta hace poco la idea era desde allí dar el salto hasta Mulu, y visitar el famoso Parque Nacional de Gunung Mulu, donde se encuentran unas inmensas cavernas, y uno de los bosques más antiguos del planeta. En la isla las comunicaciones son escasas, y para llegar hasta allí dependes de un vuelo en un avión de hélice. Las plazas son muy limitadas, y se agotan rápidamente.

Isla Lankayan en el Parque Natural Turtle Islands

Lankayan, en el Parque Natural Turtle Islands

 

Para el relax...

Lamentablemente para la semana que viene no encontraba billetes que me cuadraran en fechas y, sobre todo, en precio, así que después de darle muchas vueltas, he decidido centrarme en el norte de Borneo, asentándome en Kota Kinabalu y escaparme unos días a Sandakan, en la costa Noreste de la isla. Allí aprovecharé para ver desovar a las tortugas pasando una noche en una de las islas del Parque Natural de Turtle Islands, y ya de paso bucear en uno de los archipiélagos más bonitos del planeta; iré a ver a los monos narigudos en la Bahía de Labuk y una escapada de dos días por el río Sungai Kinabatangan, donde dicen que la naturaleza “es un regalo de Borneo a la Tierra”, allí hay elefantes enanos, rinocerontes, monos, flores de todos los colores y de las que comen…

Raflesia

Desde Kota Kinabalu, quiero coger el North Borneo Railway. Se trata de una línea de tren construída por los ingleses en 1896. Esta línea, la única en el Norte de Borneo (y no sé si también en el resto de la isla), sale de Kota Kinabalu hasta Tenom, en un recorrido de unos 75 km, durante el trayecto, el tren pasa por manglares, plantaciones de palmeras, poblados y 136 túneles. En ir y volver, se puede ir perfectamente un día entero.

North Borneo Railway, a su paso por la jungla

También quiero hacer una escapada a Brunei, concretamente a la capital, Bandar Seri Begawan. Hay algunas cosas de este país que me llama la atención. Únicamente pasaré allí una noche.

Torres Petronas en Kuala Lumpur

Desde Kota Kinabalu, en Borneo, volaré de nuevo a Singapur para enlazar con un vuelo a Bangkok, donde Pui me está esperando. Posiblemente vayamos a pasar unos días a Prachuap Khiri Khan, ya estuvimos el año pasado y el sitio es perfecto para descansar. También haremos una escapada a alguna isla. Esta vez posiblemente no sea Koh Tao, aunque no se descarta. Koh Chang, Koh Kut y Koh Mak son las que tienen todas las papeletas.

También quiero pasar unos días tranquilos en Bangkok, una ciudad que me atrapa cada vez que voy. Me resultará rarísimo ver las secuelas de los enfrentamientos provocados por los camisas rojas hace unos meses.

Este año, muy a mi pesar, volver a Camboya está complicado, ya que un mes de viaje no da para tanto. De todas maneras, y según como transcurra todo, ya veremos si realmente descartamos, me sabría muy mal no volver a visitar a Juanfran, Davide y al resto del personal de Babel Guesthouse.

 

Para finalizar, antes de volver a Granada, Pui y yo iremos a Kuala Lumpur, y después a Singapur. Desde allí ella cogerá un vuelo de vuelta a Bangkok y yo para Madrid.

A %d blogueros les gusta esto: